Profesional de municipio de Mariquina acusa desvinculación arbitraria sin fundamentos “por persecución política”

Pasado el mediodía de este 10 de junio, la constructor civil Gabriela Andrea Bassenge Opitz procedió a concurrir a dependencias de la Notaría de Mariquina, con el propósito de suscribir su finiquito de trabajo y última liquidación de remuneraciones, luego que el jueves de la semana pasada el Alcalde Subrogante de Mariquina le notificara su desvinculación del departamento de Educación del municipio sanjosino (lugar donde se desempeñaba como Inspector Técnico de Obtras desde inicios del 2017).

En una entrevista con el “Informador Valdiviano” la profesional dio cuenta de una serie de hechos que le habría tocado vivir en el último tiempo, a raíz del apoyo público que ella le dio a Pamela Dornemann (candidata que por pocos votos puso en peligro la continuidad del actual alcalde Rolando Mitre reelecto en la comuna) y que desencadenaron en su despido.

Su intento de poder suscribir y cobrar su finiquito -anunciado por el Alcalde Subrogante en la carta de despido para este día 10 de junio- se vio frustrado por cuanto el notario certificó que de la Municipalidad de Mariquina no se le había remitido dicho documento, cayendo en un incumplimiento legal la corporación edilicia. Respecto a ello, su abogado, Rafael Asenjo Pérez relató a nuestro medio de comunicación las consecuencias judiciales del actuar del empleador y emplazó al actual concejo municipal (como a los futuros concejales electos) para que fiscalicen esta irregularidad y velen por el pago de las indemnizaciones comprometidas.

El asesor jurídico además indicó que tendría antecedentes que la Municipalidad de Mariquina no tendría presupuesto vigente para saldar la deuda con su clienta.

Compartir