PDI detiene a Tarotista por apropiación indebida en Valdivia: Exigía altas sumas de dinero, joyas y compra de perfumes a sus víctimas

Detectives de la Brigada Investigadora de Delitos Económicos (BRIDEC) de la PDI Valdivia, detuvieron el pasado viernes por el delito de apropiación indebida a una mujer que ofrecía servicios de lectura de Tarot y rituales de sanación en la Región de Los Ríos, quien, de forma posterior a la consulta con sus víctimas, hostigaba con supuestos males exigiendo el pago de grandes sumas de dinero, entrega de artículos de hogar y compra de joyas y perfumes en el retail.

La investigación se efectuó en base a una denuncia realizada por una de las víctimas, quien señaló que con la finalidad de buscar ayuda esotérica, concurrió hasta el domicilio de una tarotista que se hacia llamar “Hortensia del Valle”, quien procedió a leerle el tarot para luego exigirle la suma de 800 mil pesos por supuestos trabajos de sanación que debía aplicarle, además de solicitar la compra de perfumes, entrega de joyas, zapatos y elementos de hogar, argumentando que serían utilizados en dichos rituales de limpieza y posteriormente entregadas, lo que transcurrido el tiempo no fueron restituidas a la víctima.

Al respecto, la Comisaria Sandra Verdejo de la Bridec Valdivia, detalló que “además del pago inicial por la lectura del Tarot que fluctuaba entre los 20 mil a 50 mil pesos, la denunciada exigía grandes sumas de dinero, superiores al millón de pesos, a lo cual la víctima no accedió y decidió realizar la denuncia, por lo cual, después de un trabajo de análisis realizado por Detectives de esta Brigada, se pudo establecer la identidad real de la denunciada, su domicilio y lograr recuperar especies avaluadas en $1.305.000”.

“Además, la mujer de 44 años con domicilio en Valdivia cuenta con antecedentes de detenciones y denuncias por hechos similares ocurridos en la ciudad de Valdivia y Chillan, lugares donde utilizaba otros nombres de fantasía para llegar a sus víctimas”, concluyó la Comisaria Verdejo de la Bridec Valdivia.

Compartir